Delimitan diferentes tipos de pisos y ambientes en el mismo nivel.


Generan separaciones limpias entre los revestimientos.

Se recomienda pegado con cemento de contacto o fijación mecánica. Productos desprovistos de perforaciones.