El último proyecto del artista y director Doug Aitken, Underwater Pavilions, contempla una instalación a gran escala compuesta por tres esculturas temporales bajo la superficie del océano, frente a la isla Catalina de California.

Hecho en colaboración con el Museo de Arte Contemporáneo de Los Ángeles y Parley para los Océanos, un espacio para la colaboración creativa para crear conciencia sobre temas ambientales, el proyecto existe como una obra de arte viva e invita a buceadores a nadar y explorar las estructuras sumergidas.